lunes, 18 de marzo de 2013

Un maravilloso premio....




Hace algunos días, me concedieron un premio; y éste era diferente.
Todos y cada uno de los que he recibido en esta mi corta “carrera” de artista en general y en particular...je,je...han sido estupendos y me han alegrado una barbaridad, pero éste, éste, es especial.

Es especial y es entrañable, pues viene de la mano de una chica encantadora, Gema, y ella pertenece al grupo de personas, que yo les llamo “afortunadas”, y os diré porque.

Ella, como os decía antes, pertenece al grupo de personas, de las muchas que hay que son afortunadas. Y lo son, muchísimo, pues pese a tener algún tipo de enfermedad dolorosa y extraña, que suele ser de diagnóstico tardío, de doloroso tratamiento y de imposible cura; son los seres más felices del mundo mundial y os digo eso pues son sólo ellos los que saben VIVIR y disfrutar de lo que tienen, sólo ellos; sólo ellos son capaces de llevar su cruz, no rechistar por ello y ademas vivir, que no es poco.

Tan sólo por eso, son afortunados, pues los demás mortales justificándonos en los tiempos que corren, vivimos amargados sin razón de por vida, deambulando por ella sin razón ni merecimiento quejándonos de trivialidades y no siendo felices con lo que tenemos y anhelando lo que no poseemos, y así...no se vive, se sobrevive.

Bueno pues, una personita así, Gema me otorgó el placer de recibir un premio, pero no uno cualquiera por mi labor como...ejem, escritora; no por ser yo misma y tenderle una mano de una de las maneras mejor que sé hacerlo, escribiendo.
Por unas simples letrillas ella me dio un reconocimiento, que lo acepto pero no merezco, pues yo soy así...natural y yo misma; no sé ser de otra manera.
Y con estas palabras unidas con el mejor de los cariños y la admiración más envidiable, me salto la regla del premio y no lo concedo a nadie ni sigo la cadena; lo hago porque le dedico este premio y lo comparto con:

-Todos los que estáis ahí, me leéis; los que me lo decís pero sobre todo a los que no, que son fieles seguidores y no dicen ni pío.

-A mi casi-descubridor, mi querido amigo Francisco Pelufo Martínez, por miles de razones, que él conoce.

-A de quien heredé la gran facilidad de escribir, que lo hago en cero coma, mi Padre, que era, es y será un gran poeta...nadie escribe versos como él, nadie.

-A mi Madre, por ser lo que es...mi madre, que es bastante.

-A mi querido y único hermano, que vale por un millón y es alguien excepcional y al que adoro.
-Y por supuesto y especialmente...a todas y cada una de las personas que sufren, aquellas que lo hacen en silencio, sin ir a ningún lugar a hacer propaganda barata y burdo espectáculo, pues son ellas quienes realmente lo necesitan.

Bueno pues, a todos y cada uno de ellos y a quienes me introdujeron en el mundo de este maravilloso premio, de dar y compartir sonrisas y felicidad, en un mundo en el que está a falto de la esencialidad del amor....va por vosotros, este excepcional, único e inimitable:....“One Lovely Blog Award”...





Wikio
votar
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...